domingo, 29 de junio de 2014

Chicken with 40 cloves of garlic


Esta receta es del libro Kitchen de Nigella Lawson. La he modificado un poco porque no tenía ni cebolletas ni tomillo fresco, he usado del de bote. Os recomiendo una buena barra de pan para pringar ya que la salsita que queda es deliciosa.

La receta original utiliza contramuslos, yo he usado dos cuartos traseros.




Preparación:

Precalentamos el horno a 180 grados. Mientras tanto calentamos el aceite en la placa, yo he usado al igual que en el libro la cocotte baja de Le Creuset, ya que luego va al horno directamente, pero si no tenéis algo parecido, podéis hacerlo en una sartén y después pasarlo a una fuente para horno que tenga tapa. Cuando el aceite esté caliente, colocamos el pollo con la piel hacia abajo para dorarlo un poco.

Cuando el pollo esté sellado, reservamos en un plato. Quitamos la cocotte del fuego y añadimos tomillo al gusto y le damos unas vueltas (si vamos a usar una fuente de horno ponemos un poco de aceite y echamos el tomillo).

Ponemos la mitad de los dientes de ajo (sin pelar, sólo quitamos un poco la piel blanca más externa) en la cocotte o en la fuente del horno, colocamso encima el pollo con la piel hacia arriba, y cubrimos con el resto de los dientes de ajo.

A continuación, añadimos el chorrrito de vino blanco y, si el pollo había soltado algún jugo en el plato, lo añadimos también.

Espolvoreamos con la sal, la pimienta negra y añadimos un poco más de tomillo al gusto. Colocamos la tapa y lo metemos al horno durante una hora y media.

Pasado este tiempo yo lo que hago es quitar la tapa y poner el horno sólo con el grill para que se dore un poco durante 5 minutos.

lunes, 21 de abril de 2014

S'mores Pie





Cuando vi esta tarta en el blog de Cooking Classy supe que tenía que prepararla. Me apasiona el merengue, y ya si lo juntamos con un relleno de chocolate y una base de galleta no se me ocurre postre más perfecto que ese.

Ya he probado otras recetas de este blog, siempre con resultados geniales, así que decidí prepararla el viernes pasado para llevarla de postre a una comida que teníamos. Fue un exitazo, no sobraron ni las migas, y ha pasado a ocupar el número 1 de mis tartas preferidas del mundo mundial.

Si como yo, sois unos apasionados del merengue, os animo a probar a hacerla, es un poco entretenida, pero en un par de horas está hecha. Es mejor hacerla el mismo día que vayáis a comerla, ya que si no el merengue empezaría a soltar líquido.

La receta original usa un molde de 22cm, el mío es de 30, las capas me quedaron un poco finas, tengo que hacerme con un molde más pequeño.



Preparación:

Base:

Derretimos la mantequilla en el micro, mientras dejamos que se atempere un poco, pulverizamos las galletas. Mezclamos con la mantequilla y lo colocamos uniformemente en la base del molde. Meter en la nevera mientras preparamos el relleno.

Relleno:

Colocar los chocolates troceados y la mantequilla en un bol. Llevar la nata a un punto suave de ebullición en un cazo. Echar la nata sobre la mezcla de chocolate y remover hasta que se derrita. Si vemos que el chocolate no se derrite lo metemos unos segundos al micro.

Echar la mezcla sobre la base de galleta formando una capa uniforme. Cubrir con papel de plata, sin que toque el chocolate, y dejar en la nevera de 45 minutos a 1 hora.

Cobertura:

Añadir las 3 claras y el azúcar en un bol bien limpio (en el mismo en el que luego las vayamos a batir, yo lo hice en el de la KitchenAid). Ponemos el bol sobre una olla con agua hirviendo suave. Calentar la mezcla, removiendo constantemente con una espátula, hasta que alcance 70ºC.

Retirar el bol, añadir el crémor tártaro y la pasta de vainilla y montar con la Kitchen o el batidor que tengáis con el accesorio de varillas. Batiremos a velocidad moderadamente alta (8-9 en la Kitchen) hasta que forme picos brillantes, unos 7-9 minutos. Extender sobre el relleno de chocolate. 

Tostar el merengue con un soplete de cocina, o si como yo no tenéis uno, lo metemos unos minutitos en el horno solamente con el grill encendido. ¡Vigilad que se tuesta rápido!

Conservar en la nevera.



domingo, 22 de diciembre de 2013

Chocolate Chip Cookies

El otro día descubrí un blog americano que me encantó, se trata del blog Cooking Classy. Echando un vistazo a sus recetas vi esta receta de cookies, según la autora del blog son las mejores cookies del mundo, así que ni corta ni perezosa, me decidí a probar la receta a ver si era verdad.

¡Increíbles! No he probado las cookies que venden en Estados Unidos, pero tengo que decir que están buenísimas, tanto a mí como a quien se las he dado a probar nos han encantado. ¡Y no veáis qué olorcito dejan cuando se están horneando!

He tuneado un poco la receta original ya que algunos ingredientes eran difíciles de conseguir aquí. Os animo a que las probéis, no se tardan nada en preparar, ¡muy fáciles y muy ricas!




Preparación:

Precalentamos el horno a 190ºC.

En un bol, mezclamos la harina, la maizena, la levadura, el bicarbonato y la sal, reservamos.

En el bol de la KitchenAid (o de la batidora eléctrica que utilicéis), con el batidor plano, batimos la mantequilla, el azúcar blanco y el azúcar moreno hasta que la mezcla quede esponjosa, unos 4 minutos. Añadimos el huevo y la vainilla en pasta.

Cuando esté todo incorporado, vamos añadiendo la mezcla que hicimos de harina poco a poco hasta que quede bien incorporada. Añadimos los chips de chocolate y mezclamos.

Ponemos papel de hornear sobre la bandeja de horno y vamos cogiendo porciones de masa del tamaño de una pelota de golf, redondeamos y aplastamos un poco y la ponemos en la bandeja. Las galletas crecerán mucho al hornearse, así que dejad bastante separación entre ellas, más o menos poned 8 por bandeja.

Horneamos unos 11 minutos, aunque esto variará según el horno y el tamaño de las galletas, estarán listas cuando los bordes estén dorados. Sacamos la bandeja del horno y las dejamos enfriar 10 minutos. Las galletas salen blanditas y se irán endureciendo.

Pasado este tiempo, las pasamos a una rejilla para que terminen de enfriar. Para conservarlas las podemos meter en un tupper o en una lata para galletas.

Os aconsejo que cuando os vayáis a comer una la metáis unos 15 segundos en el micro para que se caliente y se derrita un poco el chocolate, ¡deliciosas!


lunes, 25 de noviembre de 2013

Cinammon rolls

Después de más de un año de parón vuelvo a la carga con estos deliciosos rollos de canela. La receta la he cogido del libro El aprendiz de panadero, de Peter Reinhart.




Para el glaseado:

- azúcar glas
- leche
- extracto de limón

Preparación:

1.- Batir el azúcar, la sal y la mantequilla a velocidad media en un robot de cocina con el accesorio de pala. Incorporar el huevo y el extracto de limón y remover hasta que quede bien mezclado. Añadir la harina, la levadura y la leche. Mezclar a velocidad lenta hasta que forme una bola. Cambiar la pala por el accesorio de amasar y aumentar la velocidad hasta nivel medio. Amasar durante unos 10 minutos o hasta que la masa quede sedosa y fina, adherente pero no pegajosa. Puede que tengas que añadir algo de harina más hasta conseguir esta textura. La masa debe superar la prueba de la membrana, y registrar una temperatura entre 25º -27º.

2.- Engrasar ligeramente un bol con aceite y colocar la masa, dándole vueltas para que quede completamente engrasada. Tapar el cuenco con film de cocina. Dejar fermentar a temperatura ambiente unas dos horas, o hasta que la masa doble su tamaño.

3.- Rociar la encimera con un pulverizador de aceite o harina y colocar la masa encima. Estirar la masa con un rodillo enharinado. Formar un rectángulo de 1,5 cm. de grosor y de unos 30 x 35 cm. de superficie para formar bollos grandes o de 45 X 22 cm. para bollos pequeños. Untar la masa con la mantequilla derretida y espolvorear la mezcla del azúcar con la canela. Enrollar como un cigarro creando una espiral, con la junta hacia abajo (No presionar demasiado, ya que los bollos resultantes serán duros y correosos, en vez de blandos y esponjosos). Cortar la masa en 12-16 trozos de 3 cm. de grosor.

4.- Forrar una bandeja con papel de hornear. Colocar los bollos dejando separación de 1 cm. de modo que no se toquen pero que queden unos cerca de los otros.

5.- Dejarlos reposar a temperatura ambiente hasta que se toquen o que casi hayan doblado el tamaño.

6.- Introducir en el horno precalentado a 175º y colocar la bandeja en posición intermedia, durante 20-30 minutos o hasta que queden dorados. Yo en 20 minutos los tenía listos.

7.- Dejarlos enfriar en la bandeja durante unos 10 minutos, mientras preparamos el glaseado. En un cuenco, ponemos azúcar glas, un chorrito de extracto de limón y vamso echando leche y mezclando con un tenedor, hasta que quede espeso y homogéneo. Una vez pasados los 10 minutos, les echamos el glaseado con la ayuda del tenedor y los pasamos a una rejilla hasta que se enfríen por completo.

Están buenísimos y dejan un olorcito increíble por toda la casa.

sábado, 27 de octubre de 2012

Pasta con salmón



Hoy una receta muy sencillita en la que podemos atravesar unos restos que nos hayan quedado de salmón. Si no tenemos, también queda muy rica con salmón ahumado.

Ingredientes:

- La pasta que más nos guste (yo en este caso tallarines, la cantidad la echo a ojo)
- Restos de salmón o salmón ahumado
- Eneldo
- Nata para cocinar
- Vino blanco

Preparación:

Cocemos la pasta con agua y una pastilla de caldo de pescado, la dejamos el tiempo que indique el paquete. Mientras tanto, ponemos una sartén al fuego con un poco de aceite, cuando esté caliente echamos el salmón y aderezamos con eneldo al gusto. Le damos un par de vueltas y echamos un chorrito de vino blanco.

Cuando el vino se reduzca, añadimos la nata. Removemos y dejamos a fuego lento hasta que la salsa espese un poco. Mientras tanto, la pasat ya estará lista, la ponemos en el escurridor.

Cuando la salsa tenga la consistencia deseada, echamos la pasta en la sartén y lo mezclamos todo bien.

Servimos y ¡a comer!

Yo también suelo añadir, cuando pongo la pasta en la sartén, un par de cucharadas de huevas (de las negras), le da un contraste muy rico al ser saladitas, y además el plato queda muy bonito por el contraste de colores. Esta vez no tenía huevas y quedaron así.

domingo, 14 de octubre de 2012

Galletas decoradas II



Hace meses publiqué mi primer intento de galletas decoradas aquí, del cual no quedé muy convencida, así que hablando un día con Bea de La Dolce Beita, la cual me hizo las galletas de mi boda y es una artistaza, quedamos en que cuando pasara el frío quedaríamos para que me enseñara a decorar las galletas.

Después de dos intentos de quedar que por unas cosas y por otras tuvimos que anular, a la tercera va la vencida, y el lunes pasado por fin vino a casa cargada con su preciosa Kitchen Aid y un montón de cosas para ponernos manos a la obra.



Me resultó muy entretenido, y las 5 horas que pasamos galleteando se me pasó volando.



Decoramos algunas galletas con glasa y el resto con fondant, la glasa me resultó complicadilla, tendré que practicar más.



Ingredientes (35-40 unidades):

- 250 gramos de mantequilla a temperatura ambiente
- 250 gramos de azúcar glas
- 1 huevo
- 500 gramos de harina
- aroma o esencia al gusto

Preparación:

1. Batir la mantequilla junto con el azúcar.
2. Añadir el huevo y la esencia y batir todo hasta que esté bien mezclado.
3. Incorporar harina poco a poco y, cuando ya tenemos una masa, la sacamos del bol y la envolvemos en papel film.
4. Dejar reposar al menos una hora en la nevera.
5. Estirar con un rodillo la masa sobre la encimera previamente enharinada para que no se nos pegue al levantarla con la ayuda de la punta de un cuchillo.
6. Colocar todas las galletas sobre papel vegetal en la bandeja del horno.
7. Hornear a 180ºC durante 10-15 minutos dependiendo del grosor. (Cuando veas que los bordes de las galletas están dorados, ya están hechas).
8. Dejar reposar en la bandeja para que no se rompan al cogerlas y ,cuando han pasado 5 minutos, las colocamos sobre una rejilla.
9. Esperar a que se enfríen por completo para poder decorarlas.


domingo, 9 de septiembre de 2012

Carbonada flamenca

 



Y después del descanso de las vacaciones, los helados, las comidas fuera, las tapas... me apetecía hacer un guiso, y decidí hacer una carbonada flamenca, ya la he hecho muchas veces y es un plato que nos gusta mucho, no recuerdo de donde saqué la receta, la he modificado un poco.

Las cantidades son para dos personas.

Ingredientes:

- 1/2 kg de carne para guisar
- 1 cebolla
- 25 gramos de aceite de oliva
- 1/2 cucharada de harina
- 1/4 de litro de cerveza negra
- 1 hoja de laurel
- Tomillo
- Perejil
- 2 rebanadas de pan
- Mostaza de Dijon
- Sal y pimienta

Preparación:

Dorar la carne, sacar y reservar.

Añadir a la cocotte la cebolla hasta que coja color, entonces añadimos la harina y damos unas vueltas para que se mezcle con la cebolla, añadimos la cerveza, las especias y el pan untado con la mostaza.

Cuando empiece a hervir añadimos la carne y salpimentamos.

Lo tapamos y lo dejamos cocer a fuego lento unas dos horas, hasta que veamos que la carne nos ha quedado tierna.

Yo lo he acompañado de patatas fritas.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...